jueves, 6 de marzo de 2008

UNO

jueves, 6 de marzo de 2008


" Con este consuelo me metí en la cama y traté de dormirme repitiendo para mis adentros la hora a la que quería despertarme, pues sé que el subconsciente, además de desvirtuar nuestra infancia, terjiversar nuestros afectos, recordarnos lo que ansiamos olvidar, revelarnos nuestra abyecta condición y destrozarnos, en suma, la vida, cuando se le antoja y a modo de compensación, hace las veces de despertador. "

( Eduardo Mendoza, El misterio de la cripta embrujada )

10 comentarios:

Rodros dijo...

Suerte con mendoza (aún no has actualizado la lista de "Estoy leyendo")

A mí se me atragantó un poco el laberinto de las aceitunas. Recuerdo con verdadero horror su priméra página. Sé que por aquí hay mucho mendoza-adictos sueltos y que me expongo a un linchamiento general pero lo del piloto ciego es de juzgado de guardia :O

Irreverens dijo...

Y ¿por qué "Uno"?

¿Acaso habrá más párrafos?
:)

Ay, el subconsciente, qué cabroncete puede llegar a ser a veces...

wen dijo...

Rod, la lista está actualizada. El de Mendoza lo leí la semana pasada. El de el laberinto de las aceitunas no lo he leído, pero tengo intención de leerlo.

Irre, sí, tengo intención de seguir poniendo partes que me gusten de libros, canciones, o lo que sea... El subconsciente es un hijoputa con perdón... XD

Alfman dijo...

que gran frase, si es que hasta lo que más nos complica la vida puede, porqué no, tener una parte buena.... joé si pudiera yo manejar a gusto ese reloj interno las mañanas serían infinítamente más fáciles.... besucos...

JOAKO dijo...

El subconsciente, ¡ese gran desconocido!XDDD

Belén dijo...

Ais que libro mas bueno :)

Besos

geminisdespechada dijo...

justo hoy me ha pasado! a veces me pasa, mi cuerpo se despierta justo cuando va a sonar el despertador.

Estilografic.blog dijo...

Del subconsciente la mayor parte de la veces no te puedes fiar, ni siquiera para despertarte. Es mala gente.

wen dijo...

Muy mala estilografic... di que sí.

Versi dijo...

Pues a mi el subconsciente se me va de vacaciones cuando le da la gana y el tio ni avisa, nada de dejarte una notita de vuelvo enseguida.

Resultado: cuando estoy en la cama y me doy cuenta de que no he puesto el depertador y no me dan ganas de levantarme; comienzo a utilizar la opción de repetir la hora. Entonces esa mañana me despierto media hora más tarde de lo que había dicho con el consiguiente agobio y mala leche que conlleva llegar tarde.

Que gran libro!

 
Inadaptada © 2008. Design by Pocket